Fue una experiencia excelente y única. Luego de regresar realicé varios viajes de intercambio académico. Al no tener la barrera del idioma logré integrarme rápidamente al ambiente universitario. Los profesores de la cátedra me invitaron a participar como uno de los docentes durante toda mi estadía de la beca. Después de esta experiencia pude alentar a profesionales arquitectos y de otras disciplina de nuestra Universidad a realizar becas al Japón, quienes hoy son profesionales y académicos reconocidos a nivel nacional.

Con mucha motivación y alegría. Fue una oportunidad única de vivenciar desde muy cerca lo fascinante que es cultura japonesa y experimentar un ambiente académico con equipamiento de primer nivel.
Fue una experiencia muy enriquecedora desde lo personal y lo académico.

Gracias por visitar Estudiá en Japón